Cada semana, espero que estas simples palabras les ayuden a encontrar paz y felicidad. Ya sea que vayan enfrentando sus temores, alivien el estrés y la ansiedad o lleguen a un punto de aceptación radical de uno mismo,
les ofrezco un espacio en el cual puedan tomar una pausa, respirar profundamente y fortalecer corazón y alma.
Bendiciones,
Tara

jueves, 6 de febrero de 2014

Un Regalo para el Alma: El Espacio de Presencia

Para muchos de nosotros esta es una temporada donde se siente que vamos más y más rápido. Todo es una carrera, con semestres escolares, terminando compromisos de trabajo, entrando en las fiestas; las corrientes de la vida están a toda velocidad.
Dada la época del año, un alumno entró en un período de estrés intenso resultante de un ciclo de clases, estudiar, trabajar y poco sueño. No se dio cuenta de cuánto tiempo había olvidado escribir a casa hasta que recibió la siguiente nota:
Querido hijo, Tu madre y yo disfrutamos tu última carta. Por supuesto, éramos mucho más jóvenes entonces y más impresionables. Amor, Papá
Como sabes, no son sólo los estudiantes. Hace unos meses, una amiga describió  este estado de ajetreo mientras se preparaba para trataba de llevar a su hija al colegio. Ella estaba ocupada arreglando preparando las cosas mientras su hija trataba de mostrarle algo. Cada vez que su hija la llamaba ella decía, “Sólo espera un momento. Estaré allí en un segundo.” Después de varias rondas de esto, la pequeña de cuatro años salió de su habitación cansada de esperar. Le dijo a su madre, con las manos en las caderas:
“¿Por qué siempre estás tan ocupada? ¿Cómo te llamas? ¿Presidente O´mama o algo así?”
Junto con la velocidad tenemos la sensación de que no hay suficiente tiempo. Es interesante observar con qué frecuencia vivimos con esa percepción. Generalmente se acompaña de una pizca de ansiedad: “No voy a estar preparado,” y una cadena de inseguridades. “Hay algo a la vuelta de la esquina que no voy  a poder resolver va a ser demasiado,” “Voy a quedarme corto,” “No voy a poder hacer algo crítico.” Hay una sensación de estar en camino a otro lugar y lo de este momento no es importante y no lo que está aquí y ahora. Estamos tratando de llegar a un momento en el futuro cuando finalmente hayamos hecho todo en nuestra lista de tareas y podamos descansar. Mientras esta sea nuestra costumbre, estaremos en una carrera perpetua hacia el final de nuestra vida. Estamos rozando la superficie, incapaces de arribar a nuestra vida.
Thomas Merton describe el apuro y la presión de la vida moderna como una forma de violencia contemporánea. Dice:
“…rendirse a demasiadas exigencias, a demasiadas preocupaciones, es sucumbir a la violencia.”
Cuando nos apresuramos, violamos nuestros propios ritmos naturales de una manera que no nos permite escuchar nuestra vida interior y estar en un campo de resonancia con otros. Nos volvemos tensos. Nos achicamos. Anulamos nuestra capacidad de apreciar la belleza, de celebrar, de servir a otros desde el corazón.

Nuestra práctica de meditación de atención plena nos ofrece la oportunidad de hacer una pausa y redescubrir el espacio de presencia. Cuando dejamos de apresurarnos para llegar al futuro y nos abrimos a lo que está aquí, vamos a notar un cambio radical en nuestra experiencia de estar vivos. A medida que tocamos este espacio del aquí y ahora accedemos a una sabiduría, a un amor y a una creatividad que no están disponibles cuando estamos en camino a otro lugar. Nos sentimos en nuestra íntima morada, en nuestra vitalidad y nuestro espíritu.
© Tara Brach

Disfruta de los siguientes programas de audio en español:

Para más infomación visita me página de internet: www.tarabrach.com

Si deseas recibir noticias y anuncios míos en inglés por correo electrónico, puedes inscribirte en: http://eepurl.com/6YfI

2 comentarios:

  1. Grandisimo texto sobre la meditacion. Digno de leer.

    Debemos caminar todos juntos para lograr un remanso de paz y tranquilidad, y vernos beneficiados por esta excelente técnica.

    ResponderEliminar


  2. I have been suffering hardship from HIV/AIDS since 7yrs now, and i happen to have 2 kids for my husband, and now we cannot proceed to have another kids all because of my disease and now i have do all what a human like i and my husband can do just to get my disease healed, i have went to several places to seek for help not even one person could ever help, until i melt a comment on the daily news paper that was commented by Desmond about how this powerful traditional doctor help him get cured of the disease (HIV-AIDS) " my fellow beloved" i firstly taught having a help from a spiritual traditional healer was a wrong idea, but i think of these, will i continue to stress on these disease all day when i have someone to help me save my life?" so i gather all my faiths and put in all interest to contact him through his Email address at Dr.jartospellcaster@gmail.com so after i have mailed him of helping get my disease cured, he respond to me fast as possible that i should not be afraid, that he is a truthful and powerful doctor which i firstly claimed him to be. So after all set has been done, he promise me that i will be healed but on a condition that i provide him some items and obeyed all his oracle said. I did all by accepting his oracles fact and only to see that after some weeks of taking his herbal medicine i notice some changes in my body system and i went for check up the day he ask me to go for check up to confirm if the sickness was still there,to my greatest surprise i could not find any sickness in my body i was first shocked and later arise to be the happiest woman on earth after i have concluded my final test on the hospital by my doctor that i am now HIV- Negative. My papers for check are with me and now i am happy and glad for his miraculous help and power. With these i must tell everyone who might seek for any help, either for HIV cure or much more to contact him now at these following email now, Email: Dr.jartospellcaster@gmail.com" sir thank you so much for your immediate cure of my disease, i must say a big thanks for curing my disease, i owe you in return. Thanks and be blessed sir. Sandy Fletcher

    ResponderEliminar